Compromiso alemán en favor de la protección internacional del clima

La Ministra Adjunta Pieper en la inauguración de una conferencia sobre el cambio climático Ampliar imagen (© Thomas Köhler / photothek) En el siglo XXI se harán notar a escala mundial las graves consecuencias del cambio climático global. Las emisiones de gases de efecto invernadero a la atmósfera, causadas por el hombre, probablemente han contribuido de forma decisiva al aumento constante de la temperatura media global que está registrándose desde mediados del siglo pasado. Muy recientemente la mala cosecha de trigo en Rusia, las inundaciones sufridas en Pakistán y la terrible sequía que asola al Cuerno de África ponen de manifiesto cuán dependiente es la humanidad de las condiciones climáticas. Wassermassen, Dorfstraße Ampliar imagen (© dpa/pa)

La política climática es imprescindible para el bienestar global, la seguridad alimentaria, energética y del agua, una economía mundial abierta, la cooperación transfronteriza y el régimen del Estado de derecho. Para que la tendencia climática registrada no se refuerce aún más y para contrarrestar a largo plazo el calentamiento del planeta provocado por el hombre es preciso que la concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera se establezca en un nivel que evite que se siga perjudicando el sistema climático de la Tierra. La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) aboga por lograr este objetivo. En el marco de la tercera Conferencia de las Partes en la CMNUCC, celebrada en diciembre de 1997, se aprobó el Protocolo de Kyoto, que sigue siendo hasta el día de hoy el instrumento de protección ambiental más importante a escala global.

El Gobierno Federal tiene el propósito de seguir impulsando la protección global del clima a nivel de política exterior y ya está actuando en esta línea. A iniciativa alemana el Consejo de Asuntos Exteriores de la Unión Europea alcanzó un acuerdo con vistas a la ampliación de la diplomacia europea en materia de protección del clima. En el mismo mes el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas reconoció por primera vez que el impacto del cambio climático puede llegar a amenazar la paz y la seguridad. El objetivo de la política exterior alemana en materia de clima consiste en aprovechar esta dinámica para seguir abogando con énfasis por la conclusión de un instrumento universal y jurídicamente vinculante sobre la protección del clima. 

Compromiso alemán en favor de la protección internacional del clima

Wüstenblidung